Siete años sin Mario Golemba: no hay democracia con desaparecidos

Siete años sin Mario Golemba: no hay democracia con desaparecidos

El 27 de marzo de 2008 salió de su casa en Picada Indumar, hacia Oberá, No regresó. No hubo pistas certeras durante varios meses, hasta que dos testigos afirmaron haberlo visto detenido y siendo golpeado por policías en la comisaría de Dos de Mayo. Desde entonces, el proteccionismo político y judicial para con quienes deben ser investigados, tiñó la causa de irregularidades. Traslados de efectivos sin explicaciones, cese de búsquedas, insuficiencia de actuaciones judiciales, invisibilización del caso, y otras acciones sistematizadas, apostaron fuerte al olvido. Tanto el gobierno provincial como la Justicia, le dieron la espalda a la Verdad.

Mario Golemba sigue desaparecido. Es un desaparecido en democracia, en Misiones. Uno más. Van 7 años. Su familia, sus amigos, y miles de misioneras y misioneros que no se resignan a una democracia con desparecidos, lo seguimos buscando.