Marcha a 10 años del asesinato impune de David Gómez

Este miércoles 7 de diciembre a partir de las 10, en la localidad de Puerto Iguazú, se realizará una marcha en conmemoración por los diez años de la muerte de David Gómez, y en repudio por la impunidad judicial que envuelve al caso, donde existen fuertes sospechas y varias pruebas de que se trató de un asesinato enmarcado en una situación de violencia institucional.

“Marcharemos desde mi domicilio (avenida Pancho Ramírez 117, Barrio Belén) hasta el Mural en homenaje a David, donde haremos un acto y colocaremos una placa recordatoria en homenaje a otro joven que fue asesinado por la policía aquí en Iguazú, Hernán Céspedes. Estarán presentes familiares de víctimas de la impunidad y la violencia institucional, pero la convocatoria es abierta a toda la ciudadanía” expresó a, Calixto Gómez, padre de David, delegado y militante de ATE y CTA-A.
Al relatar el caso, el padre de David, señaló que “aquel 5 de diciembre de 2006, mi hijo salió de casa a las cinco de la mañana, para ir a la escuela, a un acto de colación. Luego, se hacía una celebración con los chicos que se recibían. Allí cayó la policía, a pedir que bajasen la música. Hubo un altercado y la policía los amenazó en dos oportunidades. Cuando terminó la fiesta todos los chicos regresaron a sus hogares pero a Calixto fue como si se lo hubiera tragado la tierra. Dos días enteros lo buscamos. También compañeros, vecinos y amigos los buscaban y todos fueron amenazados. El día 7 de diciembre, vino el comisario a decirnos que apareció el cuerpo a 40 kilómetros, ahorcado en un pinar”.
Desde la aparición del cadáver de David, múltiples irregularidades se fueron sumando a la magra investigación judicial. “Cuando llegamos al pinar, mi hijo ya no estaba colgado, sino tirado en una camioneta de la policía de Puerto Libertad, lleno de hematomas, con los testículos muy inflamados, con claras marcas de haber sido brutalmente golpeado. Después apareció una testigo que dijo que vio como la policía lo golpeaba, pero fue amenazada y se apartó de la causa. A todo esto, las ropas de David no aparecieron nunca. La rama donde se colgó apareció cortada y el terreno bajo el árbol quemado” contó Calixto.

Para entrevistas y/o adhesiones
Calixto Gómez 3757 -406161