El diputado Closs y la desaparición forzada de personas durante su mandato en Misiones

Por preguntar ¿Dónde está Mario Golemba?, el diputado nacional Maurice Closs bloqueó de su página en Facebook al hermano del joven desaparecido en Misiones durante su mandato como gobernador. Se trata de un caso que tiene a la policía provincial bajo principal sospecha. Como gobernador y diputado, Closs siempre le dio la espalda a la familia. El caso sigue impune. La carta que el padre de Mario le entregó en mano y el ex gobernador nunca contestó.

Por Sergio Alvez (*)

“¿Dónde está Mario Golemba?” fue el comentario que propició la censura del ex gobernador.
“Maurice Fabián Closs borró mi comentario de su página donde le preguntaba, ya que está instalado el tema Maldonado, ¿qué pasó con Mario Golemba? y me bloqueó de su página. Vemos que la censura y la falta de respuestas es la manera que tienen de actuar nuestros funcionarios”, explicó luego Eliezer en su cuenta de Facebook.
La actitud del gobernador provincial es consecuente con su accionar como gobernador, gestión durante la que hizo grandes esfuerzos para que el caso de Mario Golemba- de cuya desaparición está fuertemente sospechada la Policía provincial-nunca se esclareciera.
Mario Golemba desapareció el 27 de marzo de 2008, cuando acudió a una visita médica en la localidad de Oberá. Meses después de su desaparición, dos testigos afirmaron haberlo visto en la noche de su desaparición, en la comisaría de Dos de Mayo. Los testigos afirmaron que estaba esposado y golpeado.
El 10 de junio de 2009, don Antonio Golemba escribió dos cartas iguales. Una se la entregó al gobernador Maurice Closs durante un acto de inauguración de viviendas en la localidad de Dos de Mayo. “Aprovechando su visita a nuestra localidad, aprovecho para saludarlo y dedicarle éxitos en su gestión de gobierno. Y también para transmitirle nuestra inquietud y el dolor de una familia” comienza la carta.Ya habían pasado cinco meses de la desaparición de su hijo Mario, quien había salido de su casa aquel 27 de marzo de 2008 para ir a una visita médica a Oberá. El único dato que se supo, lo aportaron dos personas que esa noche estuvieron detenidas en la comisaría de Dos de Mayo. “Su hijo entró esposado a esa comisaría esa noche” le juraron los presos al papá de Mario.

En su carta, Antonio hace una cordial introducción en la que afectuosamente le recuerda al gobernador que “mi padre y su abuela provenían de una localidad muy pequeña llamada Olegario Andrade”.

Prosigue aquella carta: “El gobierno ofreció 100 mil pesos para quien aportara datos o trajera con vida a nuestro hijo “nos dirigimos a usted porque sé que es un hombre del interior, que comprende la vida dura que llevamos los agricultores del interior. El objetivo de mi carta es el siguiente: pedirle a usted que acelere la investigación. Yo sé que la Justicia es lenta y lleva su tiempo; eso nos dicen en todos lados. Me veo obligado a pedirle una ayuda económica, al gobierno, para paliar el costo de un profesional que pueda investigar a fondo el caso de la desaparición de Mario, También pedimos su influencia, para presionar para que se investigue que pasó esa noche en la comisaría de dos de mayo. Si está vivo queremos traerlo a casa de nuevo, si algo malo le ha pasado mercemos saber que pasó y donde están sus restos. Si los 100 mil pesos de recomensa no se utilizaorn ponga a disposición una decima parte de eso. Me dirijo a usted confiando en que seré escuchado y comprendido. Y cuando todo se haya resuelto, podré contar a las futuras generaciones, que hubo un hombre joven que se preocupó por una familia humilde”

Closs jamás contestó. “Escribí esa carta con mucha fe y confianza en el nuevo gobernador,y se le entregué personalmente, en mano. Siempre tuve la esperanza de que atendería nuestro reclamo, pero nunca jamás se contactó conmigo, y nunca hizo nada por esta causa” lamentó don Antonio.
La actitud del gobernador de Misiones ha sido la misma que el poder estatal ha tenido en general para con la familia Golemba.

A la familia, le han dado la espalda desde el gobernador, pasando por el entonces ministro de Gobierno y ahora también diputado naciona Jorge Franco —que en principio le había prometido a Antonio “mantenernos en contacto e informados todas las semanas”— ,Derechos Humanos, el intendente de Dos de Mayo y varios diputados. Hoy, la familia está sola y el caso impune.

“La relación con el gobierno de Misiones cambió totalmente cuando a los pocos meses dos presos involucraron a la policía. Ahí el gobierno se alejó, dejaron de llamarnos, no nos contestan los llamados, como si fuera que esto es una cuestión política cuando se está hablando de un desaparecido en democracia. Estoy totalmente defraudado con este gobierno” dijo Antonio.

Pero el comportamiento del gobierno provincial no solo parte de la omisión, la falta de voluntad política, o el silencio. Tras las acusaciones de los testigos hacia la policía de Dos de Mayo, el gobierno provincial ordenó el traslado (nunca explicado) de los efectivos que actuaron en la noche del 27 de marzo de 2008 en la comisaría de Dos de Mayo. El comisario de esa dependencia entonces era Ewaldo Katz. ¿Dónde fue trasladado Katz tras la desaparición de Golemba? A la comisaría de Aristóbulo del Valle, el pueblo del gobernador Closs. Luego, el comisario siguió acumulando poder en la fuerza sin tener que dar explicaciones por la desaparición de Mario.
El caso de Mario Golemba sigue impune.

Links de interés

(*) Periodista